¿Cómo lo hacemos?


A la fecha, los proyectos objeto de seguimiento se priorizan de manera regional teniendo en cuenta varios criterios, entre los que se encuentran el Seguimiento Documental Espacial (SDE) con la ayuda de imágenes geográficas y satelitales; proyectos que inicien actividades de construcción, denuncias ambientales sin seguimiento previo y proyectos que por su complejidad han sido identificados como relevantes para desarrollar el proceso de seguimiento, entre otros.

De esta priorización, se establece el tipo de seguimiento a realizar:

Seguimiento con visita


Consiste en la verificación en campo que realiza el equipo técnico de seguimiento sobre el estado de cumplimiento de los términos y condiciones de las obligaciones establecidas en los actos administrativos; la implementación de las medidas que conforman los programas del Plan de Manejo Ambiental y Programa de Seguimiento y Monitoreo en los medios abiótico, biótico y socioeconómico (en este último mediante el relacionamiento de las comunidades que hacen parte del área de influencia).
Actividades que se soportan con la revisión y análisis de la información aportada en los Informes de Cumplimiento Ambiental (ICA) y en las radicaciones presentadas como respuesta a requerimientos realizados por parte de la ANLA, entre otros.

Seguimiento sin visita


Consiste en la verificación a nivel documental del avance, como es el caso del cumplimiento del Plan de Manejo Ambiental y Programa de Seguimiento y Monitoreo, de los requerimientos especificados en los permisos, concesiones y autorizaciones, y de los actos administrativos, mediante la revisión del Informe de Cumplimiento Ambiental (ICA) y de las respuestas a los requerimientos y obligaciones establecidas que son presentadas por los titulares de los Instrumentos de Seguimiento y Control Ambiental.

Seguimiento Documental Espacial (SDE)


Se efectúa el seguimiento a los proyectos a partir de herramientas geográficas y satelitales. Este seguimiento (SDE) genera hallazgos, observaciones y alertas que permiten identificar, entre otras, la intervención y afectación de áreas sin autorización (incluidas áreas protegidas y zonas sensibles ambiental y socialmente), acciones desarrolladas de manera previa a la autorización, valores de monitoreos atmosféricos y recurso hídrico fuera de los límites permitidos, inconsistencias a nivel de cantidad y ubicación de permisos de captaciones, así como vertimientos y ocupaciones de cauce.

Las funciones de la Subdirección de Seguimiento de Licencias Ambientales (SSLA) están establecidas en el Decreto 0376 de 11 de marzo de 2020.